¿Cuál es la diferencia entre el diablo y el Iblis?


Respuesta 1:

Iblis es (o era) un genio (genio). Entre las tres creaciones (de muchas) del Creador, es decir, Ángeles, Jinns y Humanos. Iblis cae dentro de la categoría de genios. El diablo cae dentro de la categoría de malos genios. No hay ángeles malos. Los Jinns fueron creados mucho antes que los humanos. Al igual que los humanos, los Jinns tienen hombres y mujeres. Antes que los humanos, Jinns gobernó en esta tierra tiene la capacidad de viajar hacia arriba hasta cierta altura. Una vez, Iblis fue un genio muy piadoso y se convirtió en un demonio. Iblis también es conocido popularmente como Satanás, también en las escrituras religiosas.


Respuesta 2:

El diablo está esencialmente relacionado con las creencias cristianas, en las cuales el diablo es un ángel caído que fue deshonrado. Y solo está aquí para causar estragos y vengarse de la raza humana.

Iblis en su esencia es una creencia musulmana, Iblis era un djinn o jinn o genio al que se le pidió que se inclinara ante Adam. Iblis se negó a hacerlo y fue rechazado. Y por su caída, Iblis culpó a Adán y buscó vengarse de Adán y sus hijos desviándolos del camino correcto.


Respuesta 3:

El diablo está esencialmente relacionado con las creencias cristianas, en las cuales el diablo es un ángel caído que fue deshonrado. Y solo está aquí para causar estragos y vengarse de la raza humana.

Iblis en su esencia es una creencia musulmana, Iblis era un djinn o jinn o genio al que se le pidió que se inclinara ante Adam. Iblis se negó a hacerlo y fue rechazado. Y por su caída, Iblis culpó a Adán y buscó vengarse de Adán y sus hijos desviándolos del camino correcto.


Respuesta 4:

El diablo está esencialmente relacionado con las creencias cristianas, en las cuales el diablo es un ángel caído que fue deshonrado. Y solo está aquí para causar estragos y vengarse de la raza humana.

Iblis en su esencia es una creencia musulmana, Iblis era un djinn o jinn o genio al que se le pidió que se inclinara ante Adam. Iblis se negó a hacerlo y fue rechazado. Y por su caída, Iblis culpó a Adán y buscó vengarse de Adán y sus hijos desviándolos del camino correcto.